Posts Tagged ‘comida’

No te quemes esta noche…

Sunday, September 18th, 2011

Cocinar es algo que me gusta bastante. Incluso me puedo vanagloriar de ser bueno cocinando (tengo referencias). Pero aún así hay ocasiones en que las cosas no salen como se esperaba. Mirar una película, un partido de fútbol o la clásica “siestita de dos minutos” son actividades que, de ser posible, no deberían practicarse mientras se está preparando la cena.

En este caso elaboré una pequeña lista de las cosas que olvidé en el fuego/horno y que, por el resultado, implicaron un evidente esfuerzo para ser ingeridas por mí, por mis perritos o incluso las bacterias.

  1. Agua: como no huele, pasa desapercibida cuando uno está haciendo otra cosa (o durmiendo). Se lleva el mayor porcentaje de olvidos. Las ollas cada vez están más oscuras y con una deformación circular en el centro producto del fuego constante a máximo nivel.
  2. Arroz: ya que es una comida clásica, versátil y rápida, es una de las que más utilizo, y por tanto, la que entra en segundo lugar de mis olvidos. Todavía tengo ollas con marcas negras de arroz pegado, creo que incluso alguna perteneciente al siglo pasado. Además, una olla en la que previamente se haya quemado arroz, aumenta enormemente las probabilidades de que vuelva a suceder.
  3. Fideos: similar al arroz, solo que el tiempo de olvido debe ser mayor. Cuando uno descubre el olvido, solo encuentra una masa amorfa rellenando la olla.
  4. Guisos: menos habitual mis olvidos radicales y ya de una frecuencia más “normal”. Como resultado se pierden dos porciones quizás, a menos que uno “rasque” el fondo (va en gustos).
  5. Pizzas: en el mejor de los casos estos olvidos pueden dejar la muzzarella un poco reseca y dejar con un buen piso crocante. En el peor de los casos… bueno, ya me sucedió y tengo registros gráficos.
  6. Puré: antes de la invención de los purés instantáneos, uno debía pelar, picar y hervir las papas. Para los que no lo saben, las papas largan mucho humo hediondo cuando se están quemando. Si eso no lo despierta a uno, es el hermano de uno quien nos despierta a las 3 de la mañana indicándonos en lenguaje un tanto vulgar que olvidamos algo en el fuego.
  7. Restos de comida en el horno: no agregué éstos a una categoría específica debido a que los resultados amorfos y completamente carbonizados no permitieron su identifiación. De alguna manera la asadera donde se encontraban pasó desapercibida al poner al horno otro alimento… varias veces. Los más grandes los uso para que el viento no cierre la puerta del fondo.
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 4.0/5 (3 votes cast)